Cargando...
EntrevistasSalud

Cuidados de la piel al sol

Cosmetóloga María Alejandra Cuadrado Maquilladora social y profesional

(Docente en LACA) Depiladora (Docente en LACA), Maquilladora Artística y FX (Docente en LACA y Legislatura de Gobierno) Cosmiatra y Especialista en Cosmetología Oncológica, Maquilladora Terapéutica. Docente de la UBA dentro de la Tecnicatura de Cosmetología.

Todos conocemos los beneficios naturales de sol, pero también debemos tener conciencia y tomar todas las precauciones al momento de exponernos al sol. Debemos saber cómo prevenir los efectos nocivos de los rayos solares para la salud.

¿Qué tenemos que saber antes de la exposición al sol?

Me interesa explicar cómo conocer los diferentes fototipos de piel. Hay seis distintos tipos de fototipos, por ejemplo, el fototipo 1, pieles fotosensibles, que no se broncean, sobre todo en las pieles muy claras o muy blancas, sobre todo cuando tienen el color de pelo pelirrojo, tiene muchas pecas, ojos claros y que se pueden llegar a poner rojas pero no se broncean.
El fototipo 2 son pieles muy sensibles también, son pieles muy blancas, se queman fácilmente, se pigmentan ligeramente, muy leve, pero se descaman. Se ponen muy rojas, al tiempo que baja esa inflamación y comienza a salir esa pielcita.

El fototipo 3, son razas caucásicas, aquellas que son pieles muy blancas también, pero se queman moderadamente y se broncean como un leve dorado que aparece a los pocos días.

El fototipo 4 son aquellas que tienen las pieles que apenas toman un poco de sol, ya se pigmentan, empiezan a tomar color, ligeramente. Pieles morenas, trigueñas, más o menos que se pigmentan inmediatamente

El fototipo 5 son aquellas pieles amarronadas, por ejemplo, de descendientes árabes y amerindos, americanos, descendientes de indios americanos que la piel es trigueña. Esa piel se pigmenta muy bien, en seguida.

El fototipo 6 son razas negras, piel azulada, son pieles que uno piensa que no se van a quemar, son sumamente sensibles. Por ejemplo, en Brasil, tanto chicos como grandes usan esas remeras manga largas que vienen para proteger la piel, porque la piel de ellos, no se queman pero se pigmentan inmediatamente y son muy sensibles, si o si se tiene que proteger.

¿Cómo reconocer los tres tipos de rayos solares UVB, UVA y UVC? El UVB son los rayos ultravioletas que penetran el primer nivel de capa, la epidermis, al corto plazo son responsable del enrojecimiento, pero también son responsables del envejecimiento de la piel; hay que tener cuidado porque puede llevar al cáncer de piel que se desencadena en el bronceado. Tomar sol está bueno, los 15 minutos por la vitamina que nos da, pero hay que tener cuidado.

Los rayos UVA afectan poco la epidermis, pero inciden en la dermis, no te perjudican tanto la primer capa, pero si en la segunda capa, que es la intermedia. Causa a corto plazo daños, sobre todo, en el coláge- no que generamos, vos dejás de generarlos y causan enrojecimiento y quemaduras solares que te pones roja, te descamas y a veces puede provocar esas quemaduras de tercer grado. Sobretodo en el tipo de pieles que son muy blancas y hay que tener muchísimo cuidado. Después está el UVC que son los rayos que filtran la capa de ozono, estos son los rayos hay que tener cuidado.

Los tres UVA, UVB UVC hay que tener sumamente cuidado porque los tres desembocan con exceso en un cáncer de piel.

¿Cuáles son los cuidados que debemos tener para protegernos de los rayos solares?

El sol es beneficioso para la salud, pero también es la principal causante de varias enfermedades cutáneas, desde la quemadura hasta el cáncer de piel. Por eso es importante protegerse todo el año. La gente tiene esa mirada de ponerse protector solar solamente porque voy a la pileta o a la playa. El protector solar no es solamente el sol, si está nublado atraviesan y penetran los rayos, entonces también hay que ponerse un protector más ahora con el tema de las luces, los aros de luz, el monitor de la computadora, el mismo teléfono celular, quema, atraviesa esos rayos a la piel y la afectan.

Estemos adentro o afuera, tenemos que ponernos protector solar. También se puede hablar de los bloqueadores solares. El bloqueador solar, es un producto físico que impide por completo la radiación al alcance de tu piel ya que reflejan completamente los rayos UVA y UVB, los filtros son aquellos que forman una película sobre la piel que rechaza físicamente las radiaciones solares o los rayos son reflejados. Se recomiendan en los tratamientos que se realizan a los pacientes oncológicos, sobre todo cuando están en plena radiación, con los rayos y la quimioterapia, donde pueden aparecer muchas manchas, entonces esas manchas después del tratamiento pueden quedarse o a veces desaparecen, por esta razón hay que protegerse.

El protector solar contiene protección química y reduce la cantidad de rayos que penetran en la piel, el protector deja penetrar en la primera capa, pero filtra, no deja penetrar todos los rayos como si no nos pu- sieramos nada para protegernos.

Luego, están los auto bronceantes para aquellas personas que generalmente son muy blancas y se ponen debajo del sol para quemarse y no pigmentan, esta solución, que le va dando día tras día esa capa y ese tono que uno lo va ajustando a medida que se va colocando de forma pareja porque tiene que estar preparada la piel.

¿Qué hábitos tenemos que adoptar antes, durante y después de la exposición al sol?
Colocarse 30 minutos antes de ir a la playa o pileta el protector solar, repetir cada 2 horas la misma acción. Usar gorra o sombrero, anteojos. Medir la longitud de la sombra para saber si están en horario de riesgo.

Finalmente, tener la piel bien hidratada y humectada antes durante y después de exponerse al sol.

Compartir:
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

NUESTROS ELEGIDOS